TRADUCTOR DE IDIOMAS

domingo, 29 de septiembre de 2013

Era su tesoro...

"Es capaz de morir por sus libros. Peces de color salmón nadan. Son de la buena suerte. Pero, no es china. Es el océano donde encalló el barco. Su pelo nada sobre su rostro azulado." (Sandricuentos 105)



No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Los Sandricuentos son microtextos que están numerados para su identificación. Comente, comparta su nombre y no ponga enlaces con otras URL ¡Gracias! ©

AQUÍ, SANDRICUENTOS POR MES Y AÑO EN CUADRO EMERGENTE: