TRADUCTOR DE IDIOMAS

lunes, 21 de octubre de 2013

Tan grande era el deseo de dormir acurrucado...

"Tan grande era el deseo de dormir acurrucado, que cayó en sus brazos, sin más, ni mas, pensando que estaba en el cielo." (Sandricuentos 159)



No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Los Sandricuentos son microtextos que están numerados para su identificación. Comente, comparta su nombre y no ponga enlaces con otras URL ¡Gracias! ©

AQUÍ, SANDRICUENTOS POR MES Y AÑO EN CUADRO EMERGENTE: