TRADUCTOR DE IDIOMAS

domingo, 9 de octubre de 2016

¡Ovejas, vengan a mí!...

¡Ovejas, vengan a mí!, grita en su almohada. La vida es una cumbre de saltos galopantes ante tanta adversidad, pero es durante la noche cuando se crean las mejores soluciones dentro de tres cajones, un cuadro y cientos de patas peludas. Su nombre es Clarisa y se sabe cabra chica  (Sandricuentos 433).


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Los Sandricuentos son microtextos que están numerados para su identificación. Comente, comparta su nombre y no ponga enlaces con otras URL ¡Gracias! ©

AQUÍ, SANDRICUENTOS POR MES Y AÑO EN CUADRO EMERGENTE: